sábado, 10 de junio de 2017

CONSECUENCIAS DE LA AUTOMATIZACIÓN EN LA INDUSTRIA DEL AUTOMÓVIL


Se trata de un concepto tan asombroso como peligroso. O al menos eso pensamos. Está sucediendo en California y el protagonista principal es Elon Musk, el cual está convencido de poder aumentar la velocidad de sus líneas de producción de vehículos Tesla en 20 veces. 

Pero en primer lugar conozcamos un poco más a Elon Musk.  Musk es conocido por ser el fundador de compañías como Paypal, SpaceX, Tesla Motors o SolarCity.  Además de ser una de las personas más ricas del mundo, también se le conoce por ser el creador del primer automóvil eléctrico económicamente viable, el Tesla Roadster. También es importante señalar que Musk es el fundador de la empresa Neuralink, cuyo objetivo es integrar el cerebro humano con la inteligencia artificial. La empresa se centra en la creación de dispositivos que se pueden implantar en el cerebro humano, con el propósito final de ayudar a los seres humanos a fusionarse con el software y mantener el ritmo de los avances en inteligencia artificial.

Elon Musk afirma poder aumentar la velocidad de sus líneas de producción de vehículos Tesla en su planta de Fremont desde los actuales cinco centímetros por segundo a un metro por segundo. Si la planta de Fremont es capaz de producir a una velocidad de un metro por segundo y si asumimos que son necesarios 6 metros por vehículo, y teniendo en cuenta que un año consta de 31,5 millones de segundos... entonces la planta de Fremont (California) sería capaz de producir 5,25 millones de vehículos al año.  Y todo esto con una sola línea de producción.

Para saber el verdadero alcance de esto basta tan solo con acudir a un dato: Ford tiene 23 fábricas que producen entre todas un total de 6,5 millones de vehículos.  Es decir, que a la compañía Ford le estarían sobrando 22 fábricas. 

¿Hacia dónde nos lleva la automatización de procesos?

No hay comentarios:

Publicar un comentario