jueves, 9 de julio de 2015

LA OTAN ELIGE ESPAÑA PARA MOSTRAR SU MÚSCULO MILITAR

OTAN, vergüenza,

Visibilidad, disuasión, demostración de fuerza de la OTAN como reacción directa al desafío ruso con la crisis de Ucrania, próximas maniobras con 30.000 militares -20.000 en España, el resto en Portugal e Italia- y un despliegue no visto de armamento desde la guerra fría. 

Como una acción de comunicación de la OTAN, el ministro de Defensa, Pedro Morenés, y el jefe de Estado Mayor de la Defensa, almirante Fernando García Sánchez, han presentado este jueves en Madrid las maniobras 'Trident Juncture 2015’, "el ejercicio más potente que ha hecho la OTAN", en palabras del ministro, ejercicio ‘insignia’ de alta visibilidad de la Iniciativa de Fuerzas Conectadas en el que participarán más de 30.000 efectivos de más de 30 naciones con el objetivo de adiestrar y certificar la Fuerza de Respuesta de la OTAN (NRF, NATO Response Force), una fuerza de alta disponibilidad y tecnológicamente preparada, capaz de desplegarse en un periodo corto de tiempo donde sea necesario. 

Morenés ha explicado que con este ejercicio la OTAN quiere responder "a los nuevos escenarios de seguridad y defensa, algunos previstos, como el terrorismo yihadista, aunque no su volumen, y otros imprevistos, como la crisis de Ucrania". 
Con esta demostración de fuerza ante "el mundo y ante quienes quieren atentar contra nuestro sistema de vida y nuestro Estado de derecho", dice el ministro, el objetivo es "demostrarles que estamos dispuestos a defender nuestras sociedades y nuestros valores de la manera que sea necesaria". 

Pedro Morenés ha felicitado públicamente al JEMAD ante la prensa porque considera que la elección de España como escenario de estas maniobras, y también como 'punta de lanza' de la OTAN en 2016, es un reconocimiento de la profesionalidad de las Fuerzas Armadas y la credibilidad y liderazgo de nuestro país dentro de la OTAN.

España es una de las naciones anfitrionas del ejercicio, junto a Italia y Portugal, lo que pone de manifiesto el compromiso adquirido con la Alianza. Con este ejercicio, "la OTAN pretende mostrar la preparación y la interoperabilidad de las capacidades aliadas para la defensa colectiva y la gestión de crisis, dar una respuesta conjunta a las amenazas presentes y futuras y coordinar y colaborar con los diversos actores que trabajan en un escenario internacional", según el Ministerio de Defensa. 

El ejercicio estará compuesto de dos fases: una de ejercicio de puesto de mando (CPX, Command Post Exercise) y una fase real (LIVEX, Live Exercise). La fase CPX – que se desarrollará del 3 al 16 de octubre – tendrá por finalidad la evaluación y certificación de la estructura de mando de la NRF 2016. Se desarrollará en varias unidades militares ubicadas en Alemania, Bélgica, Canadá, España, Holanda, Italia, Portugal, Reino Unido y en aguas del Océano Atlántico y del Mar Mediterráneo. 

En la fase real o LIVEX – que transcurrirá del 24 de octubre al 6 de noviembre – se desarrollarán diferentes operaciones terrestres, marítimas y aéreas: operación ofensiva terrestre, desembarcos anfibios, lanzamientos paracaidistas, acciones en ambiente urbano, actuación de fuerzas de operaciones especiales e intervención en ambiente NRBQ, entre otras. El ejercicio se desarrollará en 16 escenarios distribuidos en España, Italia, Portugal y aguas del Océano Atlántico y el Mar Mediterráneo. 

Del total de los efectivos participantes, cerca de 20.000 desplegarán en ocho ubicaciones españolas: Centros de Adiestramiento San Gregorio (Zaragoza) y Chinchilla (Albacete); campos de maniobras y tiro Álvarez de Sotomayor (Almería) y Sierra del Retín (Cádiz); bases aéreas de Albacete, Son San Joan (Palma de Mallorca), Torrejón (Madrid) y Zaragoza. 

El ejercicio ‘Trident Juncture 2015’ ha sido programado por el Mando Aliado de Transformación con sede en Norfolk (Virginia, Estados Unidos) y será dirigido por el Mando Aliado Conjunto con sede en Brunssum (Holanda).

Protagonismo español 

Del total de efectivos participantes, la aportación nacional -la más numerosa del ejercicio- se aproxima a los 8.000 efectivos, pertenecientes a los Ejércitos y la Armada. El Ejército de Tierra participa con más de 4.700 militares, 23 carros de combate, 93 blindados y seis helicópteros, dos de ellos de ataque y cuatro de apoyo y transporte. 

Por su parte, la Armada participa con 2.650 efectivos, 13 buques, cuatro helicópteros y dos aviones, pertenecientes a los siguientes buques o unidades. 

Finalmente, el Ejército del Aire participa con 516 personas, 29 aviones (24 cazas Eurofighter y F-18, dos C-295, un C-235, un C-130 y un Falcon 20/EW) y dos helicópteros. 

Todo el despliegue y el ejercicio se enmarca en la Fuerza de Respuesta de la OTAN (NRF, NATO Response Force) es una fuerza multinacional de alta disponibilidad y tecnológicamente avanzada para responder, de forma inmediata, a una situación de crisis simplificando el proceso de generación de fuerzas como respuesta a una situación de conflicto. La NRF 2016 será evaluada y certificada durante el ejercicio. Tras la reunión del pasado mes de junio de ministros de Defensa de la OTAN en Bruselas, se acordó triplicar el número de sus efectivos hasta un máximo de 40.000. 

El Cuartel General de Cuerpo de Despliegue Rápido de la Alianza Atlántica, con sede en Bétera (Valencia), liderará el mando del componente terrestre de la NRF 2016, con una fuerza de reacción de tres brigadas multinacionales. 

Esta nueva NRF contará por primera vez con una Fuerza de Muy Alta Disponibilidad (VJTF, Very High Readiness Joint Task Force) que podrá actuar como “punta de lanza” de la NRF y que liderará España en 2016. La VJTF podrá desplegarse en un plazo de 48 horas y contará con alrededor de 5.000 militares. A preguntas de Estrella Digital, el JEMAD informó de que  en el caso en que en 2016 surgiera una crisis militar y la OTAN decidiera desplegar esta fuerza, bajo mando y efectivos principalmente españoles, tendría que utilizar medios de transporte de Estados Unidos.

La composición de esta primera VJTF, en 2016, contará con efectivos de una brigada española y varios batallones de naciones aliadas bajo el mando del Cuartel General de Cuerpo de Despliegue Rápido de la Alianza. 

El ministro de Defensa, Pedro Morenés, ha insistido en la presentación de este macro ejercicio de la OTAN en la visibilidad, de cara a hipotéticos enemigos y también dentro de España. Buena parte de los medios y efectivos militares no españoles entrarán y saldrán por Bilbao, La Jonquera, también Sagunto, Zaragoza y Albacete. 

Destaca que "será muy interesante demostrar que la defensa importa, que nuestros militares tienen una función real que cumplir, que nuestra seguridad está seriamente amenazada, no es un ejercicio teórico", que estos adiestramientos favorecen la disuasión. 

"Es como en medicina", ha señalado Morenés, "es mucho más barata la medicina preventiva que la combativa, cualquier coste en disuasión es preferible a emplear la fuerza en circunstancias reactivas", cuando el conflicto militar ya es real sobre el terreno. 

La OTAN ha organizado este 2015 un total de 280 ejercicios, en su mayor parte en la Europa del este, ninguno de la envergadura del 'Trident Juncture'. La información que ofrece la Alianza en su página web está disponible en cuatro idiomas: inglés, francés, ruso y ucraniano. 

Un texto de Carlos Penedo en Estrella Digital

No hay comentarios:

Publicar un comentario